22 ago. 2012

El sin retorno

Por: Lucía Dalenz

El señor se perdió, sin intención que lo encuentre. Decidí irlo a buscar al fondo de un mar azul, típico de su infancia. Ni siquiera un ¿a dónde vas?, el ya no quería hablar. Los ojos del pueblo se empañaron, y sus almas se flagelaron con la insulsa esperanza del retorno del viejo. Pero inevitablemente los nuevos destinos brotaron, con fuerza de un mar enojado. Entonces ahora estamos flotando -y ahora nada es demasiado importante…

0 comentarios:

Páginas vistas en total

Con la tecnología de Blogger.

Follow by Email

Seguidores